¿Conoces los juegos de cartas de la baraja española más populares?

juegos de cartas de la baraja española

¡Diviértete con los juegos de cartas de la baraja española más populares!

Los juegos de cartas son uno de los juegos de mesa más populares en España. Jugar a las cartas es una distracción muy divertida para cualquier momento. En una tarde de domingo, en una reunión de amigos, en un día de campo, incluso en una fiesta puede ser divertido jugar a las cartas. En Magos Dálmatas le tenemos mucho aprecio a las cartas. Aparte de que son uno de nuestros objetos que siempre nos acompañan en nuestros trucos de magia y malabares, nos encanta jugar a los juegos de cartas de la baraja española más conocidos. Navidad es una época del año muy propicia para jugar a las cartas. Es tiempo de compartir momentos con familiares y amigos, de reuniones en casa junto a la chimenea y de ratos de aburrimiento sin saber qué hacer.

Es por ello que hoy, compartimos en este post algunos de los juegos de cartas de la baraja española más populares. Seguro que muchos de vosotros ya conoceís la mayoría de los juegos que mencionamos a continuación. Pero, para lo que no conozcáis su funcionamiento, os explicamos cómo jugar a cada uno de ellos para que vuestras tardes sean de lo más divertidas.

Juegos de cartas de la baraja española para jugar en cualquier momento

Compartimos juegos de cartas de la baraja española para jugar en cualquier momento. Sólo es necesario un grupo de amigos, una baraja de cartas española y ganas de pasar un buen rato. Además, son muchos los juegos de cartas de la baraja española que se pueden disfrutar a través de Internet. Pero como en Magos Dálmatas somos más de juegos de mesa, compartimos a continuación nuestros favoritos.

  • El cinquillo

El cinquillo es uno de los juegos de cartas de la baraja española más populares, ¿o no? ¿Quién no ha jugado nunca al cinquillo o a los seises? Además, lo mejor de este juego de cartas españolas es que es, como mínimo un juego de cartas para dos, aunque se pueden jugar de dos a cuatro jugadores. ¡Conozcamos su funcionamiento!

Se reparten todas las cartas si juegan cuatro jugadores, si juegan tres jugadores se reparten 14 cartas a un jugador y a los otros 13 cartas. En las sucesivas manos lleva 14 cartas el jugador de la derecha que llevó 14 en la mano anterior.

Una vez repartidas las cartas, sale el que tenga el 5 de oros. El siguiente será el jugador de la derecha del que salió primero, quien tendrá que poner en la mesa otro 5 o una carta de oro ascendente o descendente al 5 de oros.

Si un jugador  no tiene ninguna carta para tirar tiene que pasar el turno. Gana la ronda el primer jugador que se quede sin cartas, el jugador que gane la ronda consigue 5 puntos, más un punto por cada carta que le queden a sus compañeros.

Este es uno de los juegos de cartas de la baraja española más antiguos que existen y es un juego ideal para jugar en casa y pasar una tarde divertida.

El cinquillo
  • Siete y media

El siete y media es otro de los juegos de cartas de la baraja española que se puede realizar entre cualquier número razonable de jugadores. Este juego se desarrolla con barajas de 40 cartas. Todas las cartas valen los puntos indicado en su índice, es decir, su valor natural, excepto las figuras que valen medio punto. Es común que las Sotas se descarten de modo que valdrán medio punto los Reyes y los Caballos.

Uno de los jugadores hace como banquero y el resto como puntos. El banquero se selecciona al azar para el primer juego. Luego el banquero cederá la banca a aquel que consiga hacer siete y media. El objetivo del juego es obtener o acercarse lo más posible al valor siete y media pero sin pasarse de él, en cuyo caso pierde.

Luego de barajadas y cortadas, el banquero da a cada jugador en orden a la derecha una carta cuyo valor mantendrá oculto. El primero a entrar en el juego es aquel punto que está a la derecha del banquero, el que, de acuerdo a la carta incial recibida decidirá “plantarse” o pedir más cartas al banquero de una en un, cuando le toque su turno de juego hasta declarar “me planto”, de acuerdo a la puntuación obtenida con las cartas sucesivas. Y teniendo en cuanta la posibilidad de pasarse cada vez que pida una. Las cartas siguientes que da el banquero se pueden entregar descubiertas o cubiertas; de acuerdo a cómo se decida la regla antes de comenzar a jugar.

Una vez plantado un jugador, la situación se repite con el próximo a la derecha hasta completar todos lo puntos y tocarle el turno al banquero, el que procederá de la misma forma pero mostrando las cartas que saque de la baceta boca arriba, hasta terminar plantado cuando lo crea conveniente.

El siete y media está entre los juegos de cartas de la baraja española favoritos de Magos Dálmatas y siempre está presente en nuestros ratos libres. ¡Nos lo pasamos genial!

  • El muerto

El muerto es uno de los juegos de cartas de la baraja española más simples y también uno de los juegos de cartas para niños más divertidos.

Se puede jugar con una o más barajas de 40 cartas, de acuerdo al número de jugadores participantes que pueden ser muchos.

Antes de comenzar el juego cada jugador pondrá entre sí tres objetos pequeños; (monedas, guisantes u otros objetos similares) que servirán como “tantos”. Una vez listos los jugadores con sus tantos sobre la mesa, cada uno va tomando de las barajas una carta. El que saque la más alta será el que las repartirá, distribuidas de una en una, conforme avanza el juego; y en el orden normal de izquierda a derecha.

El muerto

A medida que las cartas se van repartiendo, cuando a un jugador le toque una Sota; entrega uno de sus tantos al jugador que queda a su izquierda. Si recibe un Caballo entrega el tanto al que le queda a la derecha; y cuando sea un Rey pone un tanto en un plato central que se coloca en el centro de la mesa de juego.

Cuando en el resultado de estas combinaciones, un jugador se queda sin tantos porque ha entregado los tres; se le considera “muerto” y ya no recibirá más cartas. No obstante, puede “resucitar” si al continuar el juego recibe algún tanto de los jugadores “vivos” que quedan a su lado y que sí recibirán cartas. De esta forma vuelve a entrar en el juego.

El juego prosigue en la misma forma hasta que, por haber pasado todos los tantos al plato central; han quedado eliminados todos los jugadores excepto uno, que es el vencedor; y, por tanto, se lleva el contenido del plato.

El muerto es uno de esos juegos de cartas de la baraja española con los que más nos reímos. Y tú, ¿has jugado alguna vez al muerto?

  • El gato

El gato es uno de los juegos de cartas de la baraja española más peculiares. En este juego pueden participar dos o más jugadores; y se emplean barajas españolas de 40 cartas las que se distribuyen todas entre los jugadores de una en una. Una vez distribuidos los naipes cada jugador recoge los suyos; forma un paquete sin alterar el orden; y lo sostiene en la mano, pero no puede ver las cartas que le han tocado.

Comienza el juego uno cualquiera de los jugadores; sacando una carta de la parte de arriba del paquete y volteándola sobre la mesa. El resto de los jugadores hacen lo mismo; y gana la ronda el jugador que saque la carta con el número más alto sin importar el palo. El ganador recoge todas la cartas y las coloca abajo en su paquete sin alterar el orden.

Ahora, el Cinco de oros se llama “gato” y gana a cualquier otra carta; a excepción de otro Cinco que se considera de igual valor. Si en una ronda sucede que “el gato” compite con otro cinco o hay dos cartas del mismo valor se dice que hay “guerra”; y las cartas se quedan sobre la mesa decidiendo el ganador una nueva ronda de cartas de todos los jugadores.

Por supuesto, sólo puede haber “guerra” entre las dos cartas de más valor de la ronda; ya que si, por ejemplo, hay dos Seis y un Siete, este último gana y no habrá guerra entre los Seis.

Si sucede que un jugador se queda sin cartas y al colocar la última hay guerra; el que queda enfrente ha de entregarle la primera carta de su paquete oculta; para que continúe jugando y se gane esa ronda por la carta mayor. Los jugadores que se quedan sin cartas se liberan de perder; y el juego continúa entre el resto de los que tienen cartas. Finalmente, pierde el juego el que termine con todas las cartas tras rondas repetidas.

  • ¡Chupate 2!

El ¡Chupate 2! es un juego cartas divertidísimo en el que pueden jugar de 2 a 4 jugadores. El objetivo de este juego de naipes es quedarse sin cartas. ¡A ver quién gana!

Se reparten siete cartas a los jugadores; dejando el montón de cartas que no se ha repartido boca abajo. ¡Serán las cartas para robar! Se saca la carta superior que marcará el palo con el que debe iniciar la partida. Empiezan tirando por turnos en el sentido de las agujas del reloj. Por ejemplo, si la carta del montón es un 5 de oros, todo el mundo debe poner oros. Si no se tiene una carta del palo que haya salido, se extraen dos del montón. Los jugadores al quedarse con una sola carta deben decir “última” si no lo dicen debe coger cuatro cartas del mazo.
Una vez que sepáis jugar a las cartas con este juego, podéis ir añadiéndole reglas especiales; como: si algún jugador durante la partida no está atento por ejemplo, en un cambio de sentido, deberá robar dos cartas del montón

Y luego, no todo es tirar y tirar cartas; sino, ¡menuda diversión! Hay varias cartas especiales con una función según su número:

  • 1 o as: Se vuelve a tirar.
  • 2: Hace coger al siguiente jugador dos cartas del montón (ya sabes, ¡chúpate 2!) Si este jugador tiene otro dos se pasa al siguiente sumando la cantidad de cartas a coger; y así sucesivamente hasta que un jugador coja el número indicado de cartas, por no disponer de un dos. ¡Puede haber amistades en juego con esta carta! ¡Úsala bien! 😛
  • 3: Hace coger cuatro cartas al siguiente jugador (se aplica la misma ley que con el dos). Con esta carta nosotros nos hemos enfadado hasta con nuestros padres. ¡Es que de verdad que acabas de los nervios! Imagina que te queda una carta y estás a punto de ganar este juego de naipes, y, de repente, te caen tres cartas seguidas del 3 y no tienes un 3 para contrarrestarla… ¡Te juntas con 12! ¡Y te quedaba una! Como para no enfadarse, vaya…
  • 10 o sota: Se salta el turno al siguiente jugador. Le puedes hacer un favor si ese jugador no tenía cartas para tirar; pero como le quedase una carta y la pudiese poner… ¡no le hará ni pizca de gracia!
  • 11 o caballo: Descartas cualquier otra carta de tu mano y se esconde debajo del montón.
  • 12 o rey: Se lanza otra carta de cualquier otro palo que marcará la tendencia para echar las cartas.
  • Comodín (en caso de que se juegue con mazo con dos comodines): Igual que el 12 sólo que puedes echarlo en cualquier momento pues no tiene palo.

Otra forma de cambiar el palo es lanzar una carta con el mismo número que la carta anterior. Por ejemplo, si la última carta es un 5 de espadas, se puede poner un 5 de bastos, cambiando así el palo del juego.

  • Brisca española

La brisca española es uno de los juegos de cartas baraja española más antiguos que el hilo de coser; con lo cual no podía faltar en nuestra recopilación de juegos con cartas. Pero, como seguro que ya te has cansado un poco de leer tanto, ¡vamos con una explicación práctica! Mira qué bien explicado está el juego de la brisca en este vídeo de YouTube:

Hasta aquí nuestros juegos de cartas de la baraja española. Aunque conocemos muchos más, hemos querido compartir los más divertidos. Ahora es tu turno. ¿Conoces otros juegos de cartas de la baraja española? Compártelo con nosotros a través de nuestro blog de Magos Dálmatas.

Y si te ha gustado nuestro post sobre los juegos de cartas de la baraja española más populares; compártelo con tus amigos a través de redes sociales. ¡Os esperamos!

 

One Response to “¿Conoces los juegos de cartas de la baraja española más populares?”

  1. Yo disfruto mucho jugando a los juegos de cartas de la baraja española. Me encantan los juegos de mesa y cada vez que tengo libre me reúno con los amigos y echamos unas cartas. Mi favorito, sin duda, el gato.

    Responder

Deja Tu Comentario